Adopta un plátano

Había una vez…

En una frutería, una pequeña familia de hermanos plátanos. Los cinco, quienes se sentían jóvenes y llenos de vida, disfrutaban de ver a las personas que se acercaban a comprar y se sentían emocionados por ser elegidos. Varios clientes después, se acercó un joven apuesto y fuerte, que a juzgar por su ropa de gym sería el candidato perfecto para llevarse a la feliz familia. El joven sacó una hoja de papel en la que tenía  la estricta dieta de la semana dictada por su nutriólogo.

– 5 manzanas verdes, 2 aguacates y finalmente… 4 plátanos. Leyó Mauricio en voz baja. 

Los hermanos pasaron de estar emocionados por ser elegidos, a sentirse decepcionados porque no eran la cantidad que el chico necesitaba. Entonces, la mano del muchacho agarró el primer ramo de 4 plátanos que vio. Los revisó muy bien, pero como estaban “muy negritos” los dejó, entonces vio a los cinco hermanos, quienes tenían un aspecto más joven y casi verdoso. Sin pensarlo dos veces, el chico arrancó uno de los plátanos para separarlo de sus hermanos y lo lanzó a la esquina mientras ponía los otros cuatro en su canasta y se iba a la caja. 

El plátano, en estado de shock, miró a su alrededor y vio que se encontraba entre un grupo de bananos abandonados, unos más viejos que otros, pero tristes y tratando de animarse unos a otros…

40% de la comida en América es desperdiciada 

Por cada plátano, existe tiempo de crecimiento, agricultores, agua, personas encargadas de transportarlo, gasolina y mil posibilidades de aprovechar sus propiedades en ricas recetas; pero existe 40% de probabilidades de que todo esto sea desperdiciado porque “se ven feos”.

La próxima vez que vayas a comprar frutas y verduras, no desperdicies  la oportunidad de adoptar a las abandonadas o discriminadas, ya que podrían terminar en el basurero además, la mayoría de las veces, las frutas más maduras están en descuento. Y recuerda:

¡Lo que importa, es el interior!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *